¿Qué es el mal de altura?

¿Qué es el mal de altura?
¿Qué es el mal de altura?
Concepto

Mal de altura agudo es un síndrome que se desarrolla en individuos que ascienden rápidamente a condiciones ambientales de oxígeno hipobárico.

A 4.000 m, la presión barométrica es de 460 mmHg, llegando a una presión parcial de oxígeno ambiental de 96 mmHg (nivel del mar, 160 mmHg). Los cálculos fisiológicos dan valores de una pO2 traqueal de 86 mmHg (nivel del mar, 149mmHg), una pO2 alveolar de 50 mmHg (nivel del mar, 105 mmHg) y una pO2 arterial de 45 mmHg (nivel del mar, 100 mmHg). A esta presión arterial parcial de O2, la saturación de Hb solo es del 81%. En consecuencia, la capacidad de transporte de oxígeno de la sangre arterial disminuye a 160 ml/l (nivel del mar, 198 ml/l).

 

Manifestaciones clínicas

Los síntomas de hipoxia consisten en disnea, ritmo cardíaco acelerado, dolor de cabeza, náuseas, anorexia y trastornos del sueño. Puede
desarrollarse a altitudes de 2.000 m con una incidencia de cerca de 25% y a una altura de 4.000 m o más con una incidencia de un 50%.

La forma más grave del mal de altura se manifiesta con edema cerebral de gran altura teniendo una incidencia de un 2%. Estes un estado
potencialmente mortal caracterizado por ataxia y otros problemas neuromusculares y neurológicos.

 

Adaptación a las alturas

La hipoxia también puede provocar una perfusión excesiva de los lechos vasculares, pérdidas endoteliales y edema.
Los seres humanos se adaptan a las grandes alturas (aclimatación) mediante varios mecanismos. La hiperventilación es una respuesta crucial a corto plazo que sirve para disminuir la pCO2 alveolar y, al mismo tiempo, aumentar la pO2 alveolar. El pH arterial también aumenta durante la hiperventilación, lo que conduce a una mayor afinidad de la hemoglobina por el O2.

También tiene lugar un aumento gradual de 2,3-BPG como respuesta a la hipoxia crónica. Otro mecanismo adaptativo importante es la policitemia, un aumento en la concentración de eritrocitos como resultado de la estimulación de la eritropoyetina de las células de la médula ósea. En una semana de aclimatación, la concentración de hemoglobina puede aumentar hasta un 20% para aportar un contenido de oxígeno arterial casi normal.

 

 

 

Homo medicus

 


 

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuarlo!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Si te fue útil la información comparte...

Homo medicus

Conocimiento médico en evolución...

También te podría gustar...